Promoción película Rings o cómo matar de un susto a tus espectadores potenciales

¿Susto o muerte? Cuando matar de un susto a la gente se convierte en la promoción para tu película.

La película de The Ring continúa su saga estrenando la tercera parte de la historia, que cuenta con un director español, F. Javier Gutiérrez. Se estrena el 3 de febrero y ya podemos ver carteles y promociones por todos lados, pero lo que más bombo está dando es el vídeo viral que han grabado para la ocasión.

Una promoción de miedo

La mítica escena de la niña de pelo negro saliendo del televisor nos ha trastornado mentalmente por años y desde luego es una de las imágenes más recordadas de las películas de miedo.

Aprovechando la famosa escena han decidido que la mejor forma de promocionar la última entrega fuese pegándole sustos a clientes aleatorios de una tienda de productos tecnológicos.

Una pared llena de televisores con diferentes imágenes, hasta que comienzan a reproducir escenas de The Ring; en ese momento una niña empieza a salir macabramente de una de las televisiones y se acerca a los clientes, incluso a algún distraído le toca el brazo. ¿Para que te de un infarto o no?

Más casos de éxito

Parece que se está convirtiendo en tendencia promocionar películas de miedo con acciones en la calle y marketing de guerrilla para asustar al público. En 2013 se estrenó Carrie y la promoción tiró por el mismo puerto; en una cafetería neoyorquina montaron muebles que se movían con motores para que pareciese que uno de los “clientes” hacía telekinesis; incluso se las apañaron para hacer como si ésta pudiese colgar con la mente a un hombre de la pared.

¿Por qué ofrecer un buen rato a tus espectadores potenciales cuando puedes pegarles un buen susto? A ellos no les ha tenido que hacer mucha gracia, pero buenas risas nos hemos pegado nosotros después.

El mannequin challenge de Dove por la belleza real

El mannequin challenge ha sido uno de esos vídeos virales que nos ha estado persiguiendo en las últimas semanas. Consistente en un grupo de personas que en las posturas más variopintas, permanecen quietos durante algunos minutos. De ahí el nombre del reto.

Los hemos visto de todo tipo, con gente famosa, con familias que no entienden muy bien el objetivo e incluso algunos que se atreven a hacerlo poniendo en riesgo su propia vida.

Otros que se han lanzado a hacer su propia versión del reto son los de Dove. Pero siendo Dove no nos podíamos esperar un Mannequin Challenge sin que nos hablasen sobre la belleza real y la diversidad de cuerpos.

El mannequin challenge de la belleza real

El mensaje al que nos tiene acostumbrados la marca pero con un contenido adaptado a la actualidad. El mannequin challenge de Dove reta a los maniquíes de las tiendas a ser más reales y representar los cuerpos que vemos en las calles todos los días.

En esta propuesta aparecen un grupo de mujeres en una tienda que permanecen quietas, tal y como dicta este reto, vestidas como los maniquíes de la tienda y en posturas que parecen retar a estos objetos inanimados a representar todos los cuerpos.

De nuevo la diversidad

 

De nuevo hablamos de diversidad, y es que este es el enfoque principal que le da Dove a su marca, empeñada en demostrar a la sociedad que no solo hay un prototipo de cuerpo sino que hay miles de cuerpos diferentes y todos son igual de válidos.

H&M es otra marca que está apostando por este mensaje en sus últimas campañas, un mensaje que, aunque parezca mentira, parece necesario recalcar. Todavía muchas personas siguen siendo discriminadas actualmente por su color de piel o por su religión, solo hay que ver la última crisis de marca de Victoria’s Secret al haber obligado a salir de una de sus tiendas a dos clientas de raza afroamericana.

Distintas razas, lenguas, cuerpos…pero todos personas.

 

.