Posicionamiento web – SEO

Tiene muchos nombres y a cuál más rimbombante; posicionamiento web, Search Engine Optimization (SEO), posicionamiento en buscadores, etc. El concepto que hay detrás de toda esta palabrería es mucho más sencillo de lo que parece.

En pocas palabras, el posicionamiento web es el puesto en el que aparece una web cuando hacemo una búsqueda en Google o cualquier otro buscador. La idea del SEO cobra importancia con el auge de Internet y en el momento en el tráfico y visibilidad de una web es igual de importante que la gente que ve y que entra en una tienda.

¿Qué factores afectan al posicionamiento?

Bufff, la pregunta del millón. Al SEO le afectan un montón de cosas diferentes, incluso cosas que no estamos haciendo en nuestra propia web; pero de eso hablaremos más adelante.

El posicionamiento web es algo que va cambiando continuamente y cada año aparecen nuevos factores que afectan a la visibilidad de nuestra página. De igual manera, de un año para otro la importancia de un factor se puede ver reducida para dar paso a otros “más importantes”.

Factores internos

Siendo un poco más específicos, vamos a hablar de posicionamiento on-site. Se trata de todo lo que hacemos en la propia página web para optimizarla en buscadores. Aquí el contenido es clave pero otros factores importantes (aunque no todos); son los siguientes:

 

  • Contenidos: el contenido de una web debe actualizarse de forma constante; una buena forma de conseguir renovar contenidos de forma continua es a través de un blog. Pero no solo vale con escribir mucho, también hay que ofrecer contenidos de calidad; y por supuesto evitar los contenidos duplicados.
  • Palabras clave: en el mundo online, uno de los primeros pasos que debe dar cualquier empresa es analizar qué palabras clave son las indicadas para su mercado y producto. Utilizarlas en los contenidos de la web es un factor de posicionamiento con mucha fuerza.
  • Títulos y meta etiquetas: el título y descripción de una página que vemos en el buscador. Todas las páginas y artículos de la web deben contar con un título y descripción adaptado al número máximo de caracteres y que utilice palabras clave.
  • URL’s: la dirección para cada página debe ser breve e incluir también palabras clave.
  • Sitemap: un mapa de la estructura de nuestra web, con cada una de sus secciones, que ayuda a que los buscadores rastreen bien todo nuestro contenido.
  • Archivo robot.txt: un archivo en el que damos la información a los robots que rastrean la web sobre los contenidos que puede y que no puede indexar.

Factores externos

El posicionamiento off-page es justo lo contrario, todo aquello que pasa fuera de la página web que favorece a su posicionamiento. Aunque factores externos hay a raudales, aquí van algunos de ellos:

 

  • Backlinks: todos los enlaces dentro de otras páginas web que apuntan a nuestra web. Estos links se pueden conseguir de forma natural o artificial según lleguen de forma orgánica o a través de técnicas como los comentarios en blogs o foros. Con los links artificiales hay que tener especial cuidado si no queremos que Google nos penalice.
  • Comprar o pedir enlaces: son técnicas para conseguir backlinks pero de forma no demasiado ética. Intentar engañar al buscador para hacerle pensar que son enlaces orgánicos es muy difícil. De nuevo, hay que tener cuidado con estas técnicas para que Google no se enfade con nosotros.
  • Redes sociales: las redes sociales manejan una gran cantidad de tráfico actualmente. Compartir nuestros contenidos en las redes sociales ayuda al impulso de los mismos y a ganar visualizaciones y tráfico en nuestra web.
  • Guest blogging: el guest blogging es una técnica consistente en crear un artículo para otro blog popular de tu nicho; o de otro nicho, siempre que el contenido tenga sentido para ambos.